Para seguir con nuestro recorrido turístico en la ciudad nos fuimos con Erick al Museo Nacional del Ecuador. Lo mejor del caso es que él hizo sus prácticas de la Universidad en este museo así que nos explicaba absolutamente todo y la visita fue mucho más rica. 

Durante el “tour” vimos elementos de pueblos prehistóricos de Ecuador, hallazgos arqueológicos que estaban intactos y eso nos llamó mucho la atención. Después de la parte prehistórica, aparecían elementos de la conquista española, más que nada figuras religiosas, entre ellas una virgen embarazada (!) y para resaltar “La custodia”, una especie de cruz con esmeraldas, diamantes, oro, etc. Cuando Ecuador tuvo la crisis económica en 1999 se comenzó a debatir en el país que vender ese objeto pagaría tres veces la deuda nacional

De regreso a la casa, Cris preparó una fritada (carne de cerdo, ensalada, batata y papa), una delicia! Y después nos preparamos para ir al Atahualpa. Había clásico quiteño y no nos lo íbamos a perder.

Carolet.

———————————————-

Apenas llegamos a Quito y les comentamos a Erick y Cris nuestro fanatismo por el fútbol, ellos nos dijeron que el viernes se jugaba el clásico entre Deportivo Quito y Liga Deportivo Universitaria por lo que no dudamos un segundo en ir.

El partido era en el Estadio Olímpico Atahualpa, en el que la Selección de Ecuador juega todos sus partidos de Eliminatorias. Ambos equipos no venían bien en la tabla de posiciones pero, un clásico es un clásico.

Llegamos temprano a la cancha para comprar las entradas (si, acá el mismo día unas horas antes podés sacar el ticket). 8 dólares costaba la popular donde íbamos a ir.  En las canchas de acá venden alcohol pero había ley seca por las elecciones del domingo así que nos conformamos con unas gaseosas. Entramos al Estadio, muy parecido en forma al Malvinas Argentinas de Mendoza, y nos ubicamos cerca de la barra de LDU, la “Muerte blanca”

Lejos de comentar lo mejor/peor del partido y de la hinchada, tengo que hablar de la comida. ¡LA CANTIDAD DE OFERTAS GASTRONÓMICAS QUE HAY EN LAS CANCHAS DE ECUADOR! Empanadas, panchos, pochoclo (canguil), maní, hamburguesas, papas fritas, chifles, fritada, golosinas y algo más que me estoy olvidando.

Ahora si, hablando un poco del encuentro y del color que lo rodeaba, pese a ser visitantes, Liga de Quito fue el que más gente llevó y más cantó. En un partido bastante aburrido, con pocas llegadas y más fricción que juego, el duelo de hinchadas se llevó, al menos para mi, la nota. 

Como nos había pasado con Emelec, el 95% de las canciones son idénticas a las del fútbol argentino: la Champions Liga, Fito Páez, Ataque 77, La nueva luna y más hits argentos sonaron en la noche quiteña. 

Quizás la canción que más nos sorprendió es la que dice “Yo te daré te daré una cosa” pero con la letra del equipo ecuatoriano. La cantaban como un grito de guerra. También la que siempre Boca le canta a River : “Hola que tal River, cómo te va?..” pero con un final genial: “..y las finales las mirás por la tv..Y POR LA WEB”.

El partido terminó 1 a 1, Deportivo Quito lo empató en el último minuto por un penal tonto hecho por el argentino Araujo. Lo lamentamos por la bronca de nuestra familia amiga, aunque ver la cara del hincha de Liga que cantaba canciones de River al lado nuestro nos alegró un poco.

Llevamos dos partidos en Ecuador y, si en algo estamos de acuerdo Caro y yo es que, el fútbol sudamericano se parece más de lo que creemos tanto en la cancha como en las tribunas y, además, nos dimos cuenta que más allá de los resultados, extrañamos demasiado a Boca. DEMASIADO.

T.

Deja una respuesta