1. Tomar un heladito en Patagonia

Ya le hicimos chivo en otras oportunidades y seguramente se lo volvamos a hacer en Queenstown, pero insistimos porque no pueden irse de Nueva Zelanda sin probar los helados Patagonia! Para darle un poco más de mística, les contamos que el primero que pusieron fue acá, en Arrowtown, y luego se extendieron a Queenstown, Wanaka y el Aeropuerto de Queenstown (Frankton). Si sos argentino y extrañas mucho el helado de dulce de leche, que no te engañen con el asunto del “caramel” acá en Nueva Zelanda. Según Agus, catador especialista de dulces de leche, éste es uno de los mejores que probó en su vida. Por mi parte les recomiendo el “lemon sorbet” (super ácido riquiiiisimo), el “passion fruit” (maracuyá, bien cremoso) y el tramontana (re empalagoso jaja). Si no quieren tomar helado (ustedes se lo pierden!) tienen opciones de café, licuados, milk shake, chocolates, alfajores (nos decepcionaron un poco), tortas y demás. ¿Los precios? Yyyy, no es lo más barato del mundo pero como fans del helado creemos que vale la pena pagarlo: un cono con un gusto sale 7 dólares kiwis, un cono con dos gustos 8 dólares kiwis, si queres vasito de plástico con un gusto sale 6 dnz y con dos 7 dnz. Dato no menor, el cono además de ser generoso, tiene chocolate en el fondo. F-I-E-S-T-A

 

image

 

2. Hacer el Tobins Track (o cualquier otro de la zona)

Si te gusta caminar tenes ésta opción buena, bonita y barata  gratis. Son solo 45 minutos aproximadamente de subida, no es taaaan intensa (aunque si tenes mi estado físico vas a sacar la lengua un par de veces jaja) y vas a poder apreciar desde arriba el bellísimo pueblo de Arrowtown y sus alrededores. Ideal para quedarse ahí arriba respirando un poco de aire puro =)

Si no te convence esta vista, tenes más opciones de tracks para hacer. Acá está el link para que elijas el que más te gusta: http://www.arrowtown.com/things-to-do/walking/walking-business-listings/

image

 

3. Recorrer y almorzar en el town

Arrowtown es chiquitiiiito así que lo vas a poder recorrer en poco tiempo. La calle principal es Buckingham, y allí encontrarán el “Lakes District Museum” (10 dólares la entrada, abierto de lunes a sábados de 8:30 a 17 hs) , locales de todo tipo y algunas opciones de restaurantes. Otra calle que ofrece bares y a precios de todos los colores es Romans Ln, además varios tienen músicos tocando en vivo para disfrutar aún más el momento. Date una vuelta, fijate la opción mas conveniente para tu bolsillo y comete algo rico afuera mientras disfrutas del tranquilo movimiento del pueblo.

image

 

4. Andar en bici desde la entrada hasta el Historic Arrowtown Chinese Settlement o seguir para otros lugares!

Si preferis andar en bici que a pata también tenes opciones para pedalear. Si te queres mantener dentro de Arrowtown nuestro consejo es que recorras desde la entrada del pueblo hasta el “Historic Arrowtown Chinese Settlement”. ¿Qué es eso? Brevemente les contamos: allá por 1860 con la fiebre del oro, llegaron muchos mineros chinos a instalarse al pueblo y construyeron sus casitas (itas porque realmente son muy diminutas!) . Algunas quedaron, y se transformaron en la excusa perfecta para atraer turistas asiáticos a la zona y para contar un poco la historia de este asentamiento. Si están por ahí, pueden pasar a darle un vistazo.

Si quieren hacer otros tracks un poco mas largos con la bici, tienen como opción el track a Queenstown: 27 km solo ida, catalogado respecto a la dificultad como “fácil” y un tiempo estimado de 2 a 4 horas. Sino también está la opción hacia Gibbston: 22,6 km. y catalogado como “intermedio” en términos de dificultad. De más está decirle que nosotros solo anduvimos por adentro de Arrowtown jaja.

image

 

5. Elegir cuaaaalquier lugar y tomarse unos mates, una cerveza o lo que quieras contemplando a tu alrededor, porque la verdad es que Arrowtown es lindo y tranquilo por donde se lo mire =)

image

Deja una respuesta